CONSTRUIR SIN MATERIAL

Escrito por Nicolás Di Pasqua

Vélez Sarsfield 1 Patronato 0 Copa de la Liga Profesional - Grupo F - Fecha 3

✔️ El resultado
La modesta cosecha de puntos imponía el triunfo como necesidad. Uno de los pocos puntos positivos fue el resultado favorable.

✔️El juego
Un rival de escaso nivel y un penal inexistente (más allá de un gol lícito de Emiliano Amor mal anulado que hubiera significado la diferencia) le permitieron ganar el partido a un Vélez sin cohesión, sin generación de juego, sin solidez defensiva aún ante lo ínfimo del ataque rival y con el sector ofensivo como único punto de ruptura a partir de las pinceladas de talento de Thiago Almada. Preocupante actuación. Tal vez la peor de lo que va del ciclo.

✔️Construir sin material
Es difícil levantar una estructura sin contar con los pilares más importantes para edificar un sistema confiable. Sin futbolistas con las características necesarias para imponer un ritmo de juego constante, Vélez termina siendo un equipo cortado al medio. El mediocampo no logra verticalidad ni tenencia de pelota, tampoco se constituye en una barrera que logre contener la respuesta adversaria. Así el equipo deja la imagen de un grupo de jugadores que defiende cerca del área propia y otro que intenta sorprender al rival cuando logra tomar alguna pelota en tres cuartos de cancha. No hay cercanía entre líneas ni estabilidad en el juego. Cuesta creer en las posibilidades del equipo ante rivales sólidos y con presencia importante en la mitad del campo.

✔️Sin caminos lógicos
El ciclo anterior se caracterizo por la dinámica a través de la permanente aparición de opciones de pase múltiples y permanentes. Está versión velezana se encierra en la ausencia de continuidad lógica. Cada jugador que toma la pelota debe buscar el próximo destino y la demora es una constante tanto en la salida como en la zona de generación.

 

Por Nicolás Di Pasqua

Seguir al autor en @NicoDiPasqua